Solidaridad, ayuda, parteneriado

Cuando le cuento hoy a jóvenes alemanes o peruanos sobre la Infostelle Perú, que es una red de grupos de solidaridad con el Perú, muchas veces me preguntan: Qué es esto, un grupo de solidaridad?

Para tener un poco de historia: la Infostelle Perú fue fundada hace 29 años por personas que habían estado como cooperantes en el Perú o que tenían algún vínculo con el Perú. En este tiempo existían varios grupos de solidaridad internacional que tenían como base común la solidaridad política de la izquierda de personas de los ricos páises industrializados con personas en países más pobres “en vía de desarrollo”. El conceptó nació de la teoría de la dependencia: los países pobres son pobres, porque los países ricos son ricos. Mientras que algunos grupos de solidaridad en Alemania apoyaron a los nuevos gobiernos de izquierda en Nicaragua o Cuba en los años 70 y 80, en contra de un imperialismo estadunidense, la solidaridad de los grupos con el Perú se enfocó sobre todo en el apoyo a los grupos de Derechos Humanos durante la época del conflicto armado interno.

Desde entonces el mundo ha tomado un giro de 180 grados. Los antiguos “países en vía de desarrollo” se llaman hoy en día “mercados emergentes”. Los voluntarios extranjeros se han convertido en expertos. La ayuda al desarrollo se llama cooperación internacional. Hasta hoy en día no tenemos una buena palabra cómo llamar a los antiguos países en vía de desarrollo: algunos hablan del Sur global (pero entonces, a qúe pertenece Australia?), otros del Trikont (Africa, Asica, América Latina). Otros de países pos-coloniales. Y adónde poner los países de la antigua Unión Soviética o China?

Pero también en Alemania han habido fuertes cambios: la brecha entre pobres y ricos se ha abierto más, viejas seguridades desaparecen. Pobreza, trabajo precario, trabajo por service o una sociedad de clases donde los ricos tienen sus propios colegios, clínicas y clubes y los pobres se quedan con el Estado: todo esto se encuentra cada vez más en Alemania.

Entonces la línea separadora no es aquella entre peruanos y alemanes, sino aquella entre peruanos “acomodados” y alemanes “acomodados” por un lado, y alemanes y peruanos “des-enganchados” por el otro lado (“des-enganchados” o “caídos del sistema” es el nuevo término que usan los alemanes para designar a la clase pobre).

Cuando se habla de solidaridad entre países, siempre resuena la palabra “ayuda”. Solidaridad significa ayuda recíproca: yo te ayudo hoy, tu me ayudarás mañana, cuando lo necesite. La base son valores y objetivos compartidos y la confianza mutua. Solidaridad suele funcionar entre familias y dentro de muy pocos Estados en nuestra tierra. Solidaridad apunta a la reciprocidad, mientras que la ayuda expresa un des-equilibrio: una parte ayuda, la otra parte recibe la ayuda. El que da ayuda adquiere poder frente al quién ayuda.

En los últimos años se ha hecho popular otro concepto más para designar a las relaciones entre los antiguos países industrializados y los países en vía de desarrollo: el concepto del partenariado. Comunidades eclesiales, colegios, universidades y municipios asumen parteneriados con sus iguales en otros países. El concepto enfoca el intercambio; aunque mucha ayuda unilateral sigue dándose bajo el nuevo concepto del parteneriado . Porque los padrones existen desde tiempos coloniales y las dos partes se han acostumbrado a ellos. Los alemanes suelen asumir el papel del “buen ayudante”, con el riesgo de convertirse en sabe-lo-todos; los peruanos, acostumrados a recibir ayuda, para dar un ejemplo, no tienen por qué buscar donantes locales para financiar a sus ONGS o pagar sus propios pasajes aéreos para visitar a los socios en Alemania.

Cómo entonces se puede convertir el parteneriado y la solidaridad entre grupos de la sociedad civil alemana y la sociedad civil peruana en una vía de doble sentido?

Primeros proyectos pilotos indican un camino: jovenes peruanos que van a hacer un voluntariado a Alemania, asi como jóvenes alemanes lo vienen haciendo desde hace decennios en el Perú. O como grupos de la sociedad civil alemana que recogen firmas dirigidas al Pesidente Peruano para pedir el cumplimiento de derechos humanos. Veremos que , algún día no tan lejano , grupos de la sociedad civil peruana recogerán firmas para escribir al gobierno aleman, para que cumpla con sus propios estándares ambientales para con los alemanes? Cuando habremos llegado a ello, podrémos hablar de parteneriado.


Hildegard Willer


Zum Artikel auf Deutsch: https://www.infostelle-peru.de/deutschland-und-peru/solidaritaet-hilfe-partnerschaft-aber-wie/